martes, 29 de marzo de 2011

Cap. 17: Pelea de friends

Paso el fin de semana estudiando para el examen de naturales que tengo el martes, y en todos los descansos que hago llamo a Rodri, a veces no hablamos de nada, simplemente nos saludamos y nos despedimos, pero con escuchar su voz me vale...
Una intensa luz me despierta el lunes, me levanto de la cama sobresaltada, mi madre acaba de subir la persiana de mi habitación, miro por la ventana y veo un cielo totalmente despejado, sin ninguna nube, con el sol brillando intensamente en el cielo. Me levanto animada de la cama, al fin un día bueno después de tantas lluvias.
De camino al cole noto que habrá sol, pero no calienta mucho... He salido muy pronto de casa y llego veinte minutos antes de que abran la puerta.
-Hola – me saluda Jesus levantando la mano y haciéndome gestos para que vaya con él y con María, que están en la acera de enfrente del cole, donde solían estar Rodri y Sally, en otra ocasión no podría haberme acercado allí sin sentir un nudo en la garganta, pero Sally ya pertenece al pasado y no volverá a darme celos con Rodri.
- Hola chicos – les saludo.
- ¿Hoy no vienes con Rodri? – me pregunta María extrañada.
- No, es que he ido a buscarle y acababa de levantarse, así que me he venido solita – le digo sonriendo - ¿Y tú? ¿No vienes con Roberto? – le pregunto.
- No... ¿por qué iba a venir con él? – pregunta sonrojándose.
- Aaa, pues, no sé... ¿por qué yo tendría que venir con Rodri? – le pregunto, veo que pilla lo que quiero decirle, sé que te gusta, y agacha la cabeza sonriendo. Jesus no se entera de nada y como no se lo queremos explicar me alza por los aires, apoya mi tripa en su hombro y empiezo a patalear para que me baje.
- ¡¡Jesus!! – grito.
- Así me llaman... - dice él, y ahora se hace el graciosillo, como me caiga...
- Bájame – le insisto.
- Sólo si después me das un besito – me dice poniendo morritos y cerrando los ojos.
- Buaaff, en tus sueños – le digo poniendo cara de asco y después sonriendo.
- Vale, allí te espero – dice con una amplia sonrisa, me deja en el suelo y le lanzo los brazos al cuello, consiguiendo así, que nos caigamos los dos al suelo.
- ¿Qué hacéis? – dice alguien a nuestras espaldas algo asombrado, supongo que no quedará muy bien que yo esté encima suya en el suelo... Me giro, Rodri nos mira asombrado. Me levanto rápidamente del suelo, Jesus me extiende la mano para que le ayude, se la doy y me vuelve a tirar.
- Ayy – me quejo – Te vas a cagar – le digo revolviéndole el pelo.
- ¡No! ¡El pelo no! – grita, empiezo a reírme y me vuelvo a levantar del suelo. En ese momento se acerca Aitana a nosotros.
- Andrea, creo que no te gustaría oír lo que está diciendo Jessi por allí – me dice mirando al otro lado de la acera, donde Jess tiene cara de enfadada y grita algo a Lucy y a Vane.
- ¿Qué ha pasado? – le pregunto.
- Pues que Jess está criticándote a ti y a Jesus.
- ¿Qué está haciendo qué? – grito enfadada, ya se pasó un montón el viernes y sigue otra vez... Cruzo la carretera enfadada.
- Pero a ti qué te pasa con Jesus – le grito a Jess. Pone cara sorprendida, como diciendo, si yo no he hecho nada... Y luego frunce el ceño con expresión cabreada.
- Pues que estoy harta de que pases más tiempo con este idiota, porque no tiene otro nombre, que con nosotras – dice señalando a Jesus que está detrás de mí.
- Lo primero, Jesus no es ningún idiota y lo segundo, llevo desde los 2 años contigo, por unos días que esté con él no te vas a morir – le grito enfadada.
- Pues sí, sí que me voy a morir, como sigas estando más tiempo con él que conmigo no te voy a volver a hablar... Porque llegas al cole y te vas con él, sin saludarnos a nosotras ni nada.
- ¿Pues sabes que te digo? Que estoy harta de ti, que eres una mandona y siempre quieres llevar la razón, así que si quieres no me hables porque yo sí que no te voy a volver a hablar, y si lo hago, no creo que sea de buenos modales – exploto, le suelto todo lo que me he guardado desde que éramos pequeñas.
- Pues mejor, porque yo no quiero andar con chicas que van tirándose encima de idiotas como este – salta ella, está claro que tiene que tener la última palabra... Estoy por ir a tirarla de los pelos, cuando Rodri me agarra por la cintura.
- Vámonos – me susurra al oído, me empuja lentamente lejos de allí. Jesus está perplejo.
- Pero, ¿qué le he hecho yo a esta tía? – pregunta sin entender nada.
- Yo que sé, si es que es subnormal perdida – grito para ver si Jessica me oye. Rodri me besa la mejilla para que me tranquilice.
En el recreo me voy con Rodri, Jesus, Roberto y María. Jessi está gritándoles algo a Lucy y a Vane otra vez, supongo que intenta convencerlas de que se pongan de su parte. Veo como Vane aprovecha que nos hemos enfadado para soltarle ella también todo lo que piensa. Nunca le ha caído muy bien Jessica, y le encanta pelearse con ella. Lucy y Vane se alejan de Jessi, dejándola sola, pero no vienen conmigo tampoco.


-No sé cómo he podido ser su amiga durante tanto tiempo... - digo hablando sola, aunque están aquí todos conmigo no espero que digan nada.
- No sé... quizás al empezar la ESO se ha creído superior o algo así y ha cambiado... o quizás has cambiado tú... - me dice Jesus, Jess le insulta mogollón y él aún no ha dicho nada en contra de ella, no se merece que Jessica le diga esas cosas, porque no le conoce.
- Puede que tengas razón, quizá he sido yo la que he cambiado, que por fin he madurado – digo molesta, como cada vez que vuelvo a recordar lo inmadura que ha sido Jess diciéndome esas cosas.
- Bueno, olvídate de eso, ¿vale? No me gusta verte enfadada – me dice Rodri mientras me abraza por la espalda, apoya su cabeza en mi hombro y le beso la mejilla.
- Bueno, bueno parejita... - grita Lucy mientras se acerca a nosotros. Rodri me suelta rápidamente algo avergonzado, ¿qué le pasa? Si no es verdad lo que ha dicho Lucy...
- ¿No estáis enfadadas conmigo? – les pregunto algo sorprendida.
- Que va – dice Vane – Yo te lo agradezco, estaba deseando quitarme a la chula esta de encima.
- Además, ella sabe lo importante que son Jesus y RODRI para ti – dice resaltando el nombre de Rodri – No debería pedirte que dejes de estar con ellos.
- En realidad sólo le ha dicho que yo soy idiota… - dice Jesus, triste por la situación de ser él la razón de que nos hayamos peleado.
- Más idiota es ella... - dice Vane, Jesus sonríe imperceptiblemente.
Al mediodía, en el comedor del cole, Lucy y yo damos vueltas por el patio, antes solíamos ir con Jessica, pero hoy se ha ido con las pijas, Ariadna, Candela y Miriam.
-¿Te gusta Rodrigo? – me pregunta de repente Miriam. La miro perpleja y veo como Jessi se ríe, ¡se lo ha contado a las creídas estas!
- ¿Pero qué dices, anda? – digo como si hubiese dicho una parida tan grande como su culo.
- No intentes mentirnos, Jess nos lo ha contado – dice Ariadna, Candela me mira con pena, ella no es tan mala... en el fondo hasta me cae bien.
- Pues se lo ha inventado, está clarísimo, porque Rodri sólo es mi amigo – me doy la vuelta y me voy, no me apetece seguir escuchando como, la que creía que era mi mejor amiga, les ha contado a las chicas que más me odian en el mundo quien me gusta.
A la salida de clase me voy con Rodri a casa.
-Mamá, llegaré un poco tarde a casa, me voy a pasar la tarde a la casa de un amigo – le digo a mi madre por el móvil.
- ¿Con quién? – me pregunta astutamente mi madre.
- Ya te lo contaré en casa, no le conoces, así que aunque te diga el nombre... poco te va a ayudar – ya no me apetece seguir ocultando que quedo con él, quizá no se lo presente a mi madre, ni le diga lo que siento por él... pero tampoco quiera mentirla así...
- Bueno, bueno... Pero si no me lo cuentas te castigo – me amenaza.
- Vale, adiós – y cuelgo.
- ¿Le vas a decir que vas con un chico dos años mayor, que fuma y que no conoce de nada? – me pregunta Rodri sorprendido.
- Sí, aunque lo de que fuma, me lo ahorraré, ya que lo vas a dejar bien prontito – digo quitándole el cigarro que tiene en la boca y que iba a encender y lo tiro al suelo.
- Eeh! Que eso vale dinero, ¿sabes? – dice gruñendo.
- Sí, por eso si dejas de fumar, tendrás más dinero para otras cosas – le digo quitándole el paquete entero que le asomaba por el bolsillo y tirándolo a la basura.
- Mmm... ¿para otras cosas? Eso sonó mal... - dice sin preocuparse por los cigarrillos de la basura.
- ¿Qué? ¿Por qué? – le pregunto sin entender.
- ¿Quieres que me gaste el dinero en condones? – me pregunta. Le pego una colleja.
- Que burro eres, de verdad, ¿es que los chicos sólo pensáis en eso o qué?
- Jaja, puede... - dice pasándose la mano por la cabeza, por donde le pegué.
Pasamos la tarde en el parque y a las seis vienen María y Jesus. Damos una vuelta por el barrio, comemos chuches y hablamos de mis problemas con Jess, de María y Roberto y de que Jesus es demasiado bueno con Jessica, que debería soltarle unas cuantas palabritas bien dichas a ver si cerraba ya el pico.
-¿Con quién has estado? – me pregunta mi madre cuando llego a casa.
- Con un chico del cole, que vive en el bloque de en frente de aquí y con María, una amiga del cole, no la conoces – le digo, rápidamente subo a mi cuarto y me encierro, hago la tarea con la música a tope, haciendo así que no oigo nada cuando me llaman para cenar. Me duermo con un libro en la mano...

6 comentarios:

  1. :O que fuerte la pelea...
    y como se atreve la p.... de Jessica a contarle a las pijas kien le gusta a Andrea?
    De verdad que hay gente a la que le sobra cara... -.-
    bueno, espero impaciente el próximo capitulo.
    Tambien, aunk lo pondré en la entrada, quería agradecerte tu comprensión por no poder publicar yo... mañana subiré
    bss y gracias ;)

    ResponderEliminar
  2. Manda a la m**** a esa Jessi xd al igual me hace a mi eso una amiga mia? xd

    Escribe pronto pliis
    1abrazo :)

    ResponderEliminar
  3. bueno, pues una menos... a veces es normal cambiar de amistades, el problema es que te equivoques...

    ResponderEliminar
  4. me parece muuuuy mal que Jess le haya contado lo de Rodri a las pijas!!! aunque te enfades con una amiga eso no se cuenta!!! q fuerte...
    quiero leer el siguienteeeeee =D
    1Bsoo

    ResponderEliminar
  5. o.O ufffs con jess!!! ya estaba harta de esa chica, mejor habernos librado de ella... jajaja. Y con rodri qe monoo!!! pero jesus mas!!!! a saber si a andrea le acaba gustando jesus ehh???
    jaja un besoo!

    ResponderEliminar
  6. Hija de su madre, maldita Jess! Una cosa es que se peleen y otra BIEN diferente es que les vaya a contar los secretos de andrea a las pijas! ¬¬ Ya, me cayó mal, y ¿Por qué Jesus no se defiende? Siendo que podría perfectamente decirle unas cuantas cositas!
    ¡Sube pronto!

    ResponderEliminar

Comenta si te ha gustado. Si vas a decir algo ofensivo, mejor no digas nada. Gracias por usar unos minutos de tu valioso tiempo en dejarme un comentario. Besos